martes, 6 de septiembre de 2011

Agotado de tanta felicidad :-))

es un privilegio...

volver a casa, abrazar a tus hijas con en los ojos y en le corazón todavía el tierno abrazo de la emoción de los recién papás, o de los papás que repiten y es como si fuera la primera vez. Y recordar y revivir lo que tu viviste hace ya algunos o muchos años.

Es un privilegio ser parte, por pequeña que sea, de tantas emociones, de lágrimas de felicidad recién secadas y que quieren volver a brotar.
Es un privilegio saber y poder ver, frente a ese esfuerzo vano para controlarse, toda una vida por delante de retos, amor, algún que otro fracaso, pero una y otra vez el amor hacia tus hijos, la seguridad profunda que nada es más importante y bello que eso.

En todos los trabajos hay marrones pequeños o inmensos, a veces hay largas temporadas de rutina aburrida, dudas, decisiones que tomar, problemas que resolver, o irresolvibles, situaciones en las que sólo te queda el menos peor de los caminos...
Incomprensiones. Has trabajado muchísimos para conseguir algo, pero por un detalle te llega una carta en la que ponen a parir todo lo que has hecho. Dudas, y más dudas, por que es imposible conseguir que todos sean felices aunque es eso a lo que aspiras, con honestidad y sin escatimar esfuerzos.

También en lo que hacemos hay de todo esto. Y más cosas que te gustaría poder evitar. Que te pasaran a lado, cerca a lo mejor, pero sin tocarte.
Pero te tocan. Y te afectan. Y tanto que sí.

Pero en este trabajo tengo el privilegio de vivir días como lo de hoy. En lo que estás sumergido de todo lo más precioso que puede darte la vida, que es una vida que entra dentro de ti y de ti se adueña.

Gracias familias, los días como hoy son tan preciosos, que quisiera que nunca, nunca se acabaran :-)

8 comentarios:

  1. Que suerte tienes, Roberto. Siempre te digo y te repetiré hasta la saciedad que envidio tu trabajo, que eres un privilegiado.
    Un abrazo

    ResponderEliminar
  2. Roberto! Que vuelvo a llorar!
    Ayer, entre las famílias recién asignadas, emocionadas, nerviosas, contentas, también estabas tú transmitiendo comprensión, emoción, seguridad y buen humor.
    Sólo tenemos palabras de agradecimiento por tu entrega y dedicación.
    Sigue disfrutando de tu trabajo, que es un privilegio para ti, y que con él nos sentimos nosotros privilegiados.

    Esther X.

    ResponderEliminar
  3. desde luego que es un autentico privilegio.el mundo de la adopcion te engancha y tu hhas quedado grabado en el para siempre.saludos

    ResponderEliminar
  4. Núria
    Lo llevas dentro y lo exteriorizas esto es un 10......No cambies ni intentes cambiar porque dejarias de transmitir.....
    Saludos una del 03/08/2006

    ResponderEliminar
  5. Estoy de acuerdo...esos días...para muchos nunca se acabarán porque parir hijos es un milagro...y más si te cuesta tanto ese parto con tantos corazones unidos...un abrazo y disfruta este magnífico día, para cuando vengan otros no tan mágicos...

    ResponderEliminar
  6. y yo tengo que añadir a estos comentarios, que cuando la situación se vuelve no tan maravillosa y surgen problemas graves, de los que hacen que te hundas en lo mas profundo...ahí estás tu, mi querido Roberto, para dar fuerzas, ánimos y ayuda a quien la necesite!!
    ya sabes que en mi familia te queremos mucho, algunas cosas jamás se olvidan...
    GRACIAS. YOL

    ResponderEliminar
  7. Me emociono...

    Qué maravilla haber encontrado vuestro blog, que familia y que latidos tan bellos!

    Y cuantos recuerdos también.. :)

    Un fuerte abrazo, me quedaré por aquí.

    ResponderEliminar
  8. Los comentarios que me habéis dejado son más preciosos y emocionante de la entrada :-))
    Un millón de gracias!!!

    Roberto

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tus palabras. Los comentarios se agradecen y animan!

Entradas populares

Mágico Rio Li (Guangxi)

Mágico Rio Li (Guangxi)
El crucero es uno de los momentos más impactantes de cualquier viaje a China