miércoles, 14 de marzo de 2007

¿A mi por qué me dejaron?

El otro día mirando las fotos de cuando fuimos a buscarla, P. disparó esta pregunta:
¿Pero a mi por qué me dejaron en el orfanato?
Algunos de los libros de fotos del viaje a China están destrozados de tanto manejarlos.
Más de una vez hemos hablado del contenido de la barriga de la señora china, de que estuvo en la escuela donde mamá y papá fueron a buscarla, de temas sensibles sobre sus origenes.
Sin adelantarnos e intentado no dejar nada importante en el tintero.

Esta vez fue una pregunta muy directa y además subrayando la palabra "orfanato", que normalmente no utilizamos hablando de sus primeros meses en China. La palabra orfanato la ha oido evidentemente muchas veces, muchísimas veces.

La pregunta la recibió María, y le contestó con sinceridad: no sabemos Paloma el motivo exacto que les obligó a dejarte en el orfanato, no podían tenerte, quizás por que eran muy pobres, quizás por que no podían tener más de un hijo, por la ley del hijo único... quizás por otros motivos que no sabemos...

No hubo más preguntas. Las habrá.

Efectivamente empieza la edad de la identificación personal con esa idea general que ha tenido hasta hoy del hecho adoptivo, las pinceladas empiezan devolver la imagen de una persona en concreto, ya está en condiciones de reconocer que esa persona es ella misma.

Os contaré

feliznavi

2 comentarios:

  1. Lali & Bao-Xiao16 de marzo de 2007, 22:07

    hola familia !1
    jo seguro que maria se quedó helada !!
    bueno primero decir que la respuesta me parece genial y muy sincera ( es que realmente no les podemos llegar a contar otra cosa sin que sea mentira o invencion !!) A mi todavia me queda tiempo para que Bao-Xiao me lanze la pregunta tiene 21 mese, pero espero encotrar las palabras, para ademas añadir que seguro que la querian tanto que se aseguraron de dejarla donde sabian seguro que iban a cuidarla bien y a encontrarle una familia ( fue encontrada en la entrada principal del orfanato)
    un beso a toda la familia

    ResponderEliminar
  2. Hola Lali:
    ¡Cuantas cosas quedan por decirle a nuestras hijas! A pesar de lo muchos que puedas haber reflexionado sobre ciertas situaciones, y te hayas preparado teoricamente para ellas, el momento de la verdad es fácil que te pille de todas formas por sorpresa.
    Si hemos pensado mucho en ello, lo bueno es que el tiempo de reacción tenderá a ser menor y meteremos un poquito menos la pata ;-)) todos deseamos que sea así.
    Creo que la parte mejor de la respuesta de María está en lo que el Blog no puede reflejar: el tono de la voz y la mirada que acompañaron esas palabras sencillas y sinceras.
    También hay que decir que quizás no será lo mismo con las otras dos niñas... ya veremos.
    Hay también cuestiones técnicas que intervienen en el tipo de discurso que se puede o no hacer. Si la pregunta llega en un momento en el que es imposible hablar sin interferencias, es difícil explicar todo lo que tienes "preparado" para ese momento.
    A veces el entorno te devuelve rápidamente al ajetreo, normal en una casa de familia numerosa ;-) Por un lado no te ha dado tiempo a decir todo, por el otro la tensión se relaja en un instante, sin que la impresión de haber dejado mucho por decir pese más de un "hasta la próxima ocasión..."
    Me encantaría que a través de estas páginas se transmitiera una buena vibración de tranquilidad: hay que esforzarse para hacerlo bien y con serenidad es más fácil conseguirlo.
    Gracias por tu mensaje

    ResponderEliminar

Gracias por dejar tus palabras. Los comentarios se agradecen y animan!

Entradas populares

Mágico Rio Li (Guangxi)

Mágico Rio Li (Guangxi)
El crucero es uno de los momentos más impactantes de cualquier viaje a China